LA MARCA

La marca BA-PER® pretende dar una solución directa al desgaste sufrido por el fieltro tras su uso habitual. Es común encontrar entre estudiantes de percusión aquéllos que en su día compraron unas mazas de timbal de dureza media con un buen bambú y que tras su uso y con el desgaste del fieltro terminan siendo unas mazas duras y que ya no cumplen la función para la que fueron adquiridas.

Desde BA-PER® ponemos a disposición de todos aquellos usuarios de mazas de timbal un kit de autorreparación de mazas de timbal compuestos de dos fieltros del tipo alemán de altísima calidad, de lana 100% de oveja merina de una densidad muy baja; están cuidadosamente manufacturados en España, uno a uno, con todo el cariño que se le puede poner. El resultado es un producto con un muy buen acabado y listo para poner en unos pocos segundos, ya que el producto está preparado para colocarlo apretándolo simplemente, sin necesidad de pegamentos ni otros utensilios.

La sencillez de reparar unas mazas de timbal es comparable a la sustitución de una caña de cualquier instrumento de lengüeta. Sería impensable para un instrumentista de viento madera interpretara cualquier pasaje con una caña inadecuada o desgastada; la sustituiría rápidamente. De la misma forma, un percusionista debe tener la posibilidad de disfrutar durante un concierto o simplemente de una jornada de estudio de una maza que esté como recién salida de su envase. Actualmente los precios de las mazas hacen impensable esta posibilidad y hace que muchos percusionistas apuren las mazas hasta el último momento, aunque sea con funciones para las que nunca estuvo fabricada.

Para dar esta sensación de disfrute irrumpe en el mercado europeo BA-PER®, una marca que a pesar de su bajo coste ofrece en sus productos una calidad profesional, dando la oportunidad de ahorrar en la renovación de tus mazas de timbal desde un 80% del coste original de unas mazas profesionales de timbal o un 60% de ahorro en la reparación, con la ventaja de tenerlas en el mismo momento que lo necesitas, sin esperas, sin envíos; sólo basta abrir el envase del kit y colocarlo de una forma muy sencilla y muy intuitiva.